sábado, enero 22, 2005

La inutilidad materializada

En casi todo control remoto con que me cruzo existe un botoncito que, en mi caso, tiene esta leyenda: . El dibujo sugiere que "pone a punto" las propiedades del televisor: el volumen, color, contraste y brillo. Cuando uno lo aprieta, uno
  • Se queda sordo
  • No distingue nada en la pantalla
  • Tiene que ajustar las propiedades manualmente
En definitiva, pone al televisor de tal manera de volverlo inutilizable. Por eso, lo razonable sería que el dibujo fuera .

Incluso si el botón pusiera a punto el televisor, sería inútil. ¿Qué, acaso las propiedades del televisor se cambian por sí solas? ¿Hay campos magnéticos en La Tierra que hacen variarlas? Ninguna de las dos cosas.

El único propósito de ese botoncito es molestar. Cuando uno no está mirando el control remoto y sin querer lo aprieta, es realmente deprimente. Uno cuestiona la existencia de ese botón, o maldice su suerte, y luego se dispone a ajustar el televisor nuevamente. Incluso algunos (como yo y mi viejo) llegan a arrancar ese botón, cortarlo o quemarlo.

Una vez que ese botón ya no existe más, cabe cuestionarse ahora otro asunto: ¿para qué sirven los botones que ajustan las propiedades individuales del televisor? A mi casa jamás vino alguien, miró la tele por un rato y dijo "Che... A mi me gusta con más color, ¿no le ponés más?". Una vez que están a punto, el color, el brillo y el contraste no se tocan más. ¿Cuándo se usan? Bueno, justamente cuando uno aprieta el botón diabólico. Así que por eso existe ese botón, ahora todo se nos vuelve más claro.

***

Y ya que estoy hablando de botones inútiles, voy a introducir a otro: el botón de "borrar formulario". Ese ese que aparece junto al de "Finalizar" o "Enviar" o "Confirmar":

Nombre:


¿Alguien alguna vez lo usó? Yo sí, pero sin querer. Después de completar treinta preguntas para poder registrarme en un sitio, apretar ese botoncito es, de nuevo, deprimente. He llegado a no registrarme en algunas páginas por culpa de ese botón. ¿A quién se le va a ocurrir apretar ese botón? Nadie se equivoca en su nombre, nadie completa veinte campos de texto y después se arrepiente, o se da cuenta de que se equivocó en todos ellos.

Lo peor de todo es que no todos respetan el orden de esos botones, algunos ponen a la izquierda el "Finalizar" y a la derecha el "Borrar", así que cuando uno ya aprendió a no equivocarse en eso, se vuelve a equivocar.

***

Divagando aún más, una pareja exótica de botones es la de "Detener" y "Apagar la luz" en un ascensor. Pero dejo en su imaginación la utilidad (o inutilidad) de estos.

2 Comentarios:

Blogger Esteban escribió:

Pero que tipo jodido!

Bueno, lo del ajuste de la tele es relativo...
Lo de los formularios no. Peor bueno, no se pone más el botón ya, que tanto? Para que persistir en el error?
Y los botones del ascensor, sí sirven hombre. O sea, yo no los uso, pero se de gente que sí y la pasan muy bien...

4:55 p. m.  
Blogger Dansh escribió:

Al final son todas quejas... Que la guitarra, que los botones, que el sol...

No me digas que mirar televisión no es aburrido. Si no le ponés un poco de adrenalina, la verdad, que no pasa nada. Lo mejor que te puede pasar es estar en la parte más emocionante de la película y apretar ese botoncito, de manera que la pantalla se ponga toda negra (como pasa en mi televisor) y aparezcan palabras en alemán.

Y lo del ascensor... es verdad, no hay que dejarlo picando, vieras qué divertido es. Para eso son los botones: puro entretenimiento.

11:01 p. m.  

Publicar un comentario

<< Página de inicio